Despidieron al arquero de Almagro asesinado en Hurlinghan

0
124

Los restos de Facundo Espíndola, el futbolista asesinado a la salida de un boliche, fueron velados en Villa Lynch en medio de muestras de dolor de sus allegados y trasladados al cementerio local.

 

“Estamos hecho mierda a nivel familiar”, manifestó el hermano del ex arquero del club Almagro. “No es justificable, lo que se hizo es salvaje fuera la discusión que fuera. A mi hermano no me lo devuelve nadie”, añadió.

 

El asesinato de Facundo Espíndola se produjo cerca de las 7:00 de la mañana de ayer a la salida del local “Jack s”, ubicado sobre la avenida Jauretche 1001, en la zona oeste del conurbano.

 

Espíndola murió tras recibir una puñalada durante una pelea y discusión de la que participaron varias personas, entre ellos el también futbolista Nahuel Oviedo, delantero que se desempeña en San Telmo y ahora se encuentra detenido a disposición de la justicia.

 

“No sabemos el motivo de la discusión, no tenemos idea, estamos viendo los videos. Quiero que respeten el dolor mio y de mi familia. Facu era una persona divina, un loco lindo”, señaló Jorge, hermano del fallecido.

 

Efectivos policiales habría encontrado en las inmediaciones del lugar de los hechos un cuchillo de 30 centímetros de largo con el que se habría cometido el asesinato, tras una discusión que se inició en el interior del boliche y prosiguió en la calle.

 

El fallecido fue arquero de Almagro y había jugado en las divisiones inferiores de River y Lanús. Luego del crimen, la Policía logró detener a dos jóvenes que intentaron darse a la fuga en un Peugeot 308 blanco cuya presencia en el lugar de la pelea también quedó captada por las cámaras.

 

Alertada la Policía, el Peugeot fue interceptado por un patrullero en el cruce de las calles Vergara y Azurduy, en Villa Tesei. Los ocupantes, de 26 y de 28 años, quedaron aprehendidos a disposición de la Justicia.

 

Oviedo, surgido de Huracán y con pasos por Sportivo Italiano y los clubes chilenos San Antonio Unido y La Serena, tiene antecedentes: en 2013 estuvo tres meses detenido en un Penal por un presunto ataque a una mujer policía y años antes había quedado involucrado por un robo a una casa. En el caso tomó intervención la UFI 8 de Morón, a cargo de Adriana Suárez Corripio, quien dispuso los peritajes correspondientes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
NOMBRE