“Mentiroso, negador e hipócrita” le dijeron desde la oposición a Macri

0
159

La oposición a la alianza “Cambiemos” coincidió con la crítica al discurso del presidente, a quien le atribuyen vivir en un estado permanente de “negación de la realidad”, a su vez consideran que Macri intenta construir un “país ficticio” desde el relato.

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, dio inicio a la las sesiones ordinarias del 2018 ante la Asamblea Legislativa, pero fue muy criticado por el bloque opositor, quien considero que es un “hipoocrita, mentiroso y negador”.

Así se pronunciaron, entre otros, el diputado del Frente Renovador Felipe Solá; el presidente del bloque del (FpV), Agustín Rossi; el diputado kirchnerista Axel Kicillof; el jefe del interbloque de diputados “Argentina Federal”, Pablo Kosiner; el diputado massista Facundo Moyano; el ex presidente Eduardo Duhalde; el diputado Nicolás del Caño (PTS- Frente de Izquierda); y el diputado del Movimiento Evita, Leonardo Grosso.

Solá sostuvo que el discurso del jefe de Estado fue “una burla al Congreso” y “una negación de la realidad”, ya que “su diagnóstico es un diagnóstico de un país que no existe. No es que se equivocó de discurso: se equivocó de país. El discurso de una hipocresía, de una mentira y una negación de la realidad que asusta”, sentenció.

Desde el Salón de Pasos Perdidos, el dirigente massista cuestionó a Macri por haber hecho referencia a un “crecimiento invisible” y a “decir que la inflación está bajando cuando está subiendo”.

Rossi, por su parte, coincidió en que el jefe de Estado hizo “invocaciones” acerca de un “futuro maravilloso que sólo él ve” en lugar de hacer referencia al “presente angustioso que viven los argentinos”.

Su compañero de bancada Axel Kicillof apeló a la ironía al señalar que “la ausencia más importante de hoy fue la realidad en el discurso del Presidente” y agregó: “Habló de un mundo ficticio y de nuevo nos vino a prometer que más adelante está un futuro mejor, pero del presente nunca ha hablado. Ya van tres años…”.

Por su parte, Kosiner consideró que el discurso de Macri no fue “el esperado” y cuestionó que haya omitido hacer referencia a “la crisis de la economía” y “a la falta de competitividad de las economías regionales”.

“Hay sectores de la producción que la están pasando mal. Macri no habló de la industria, no habló de la generación de puestos de trabajo. La plata no alcanza a los argentinos, la inflación no cede”, criticó el jefe del bloque Justicialista, tras advertir que “se está prendiendo una luz amarilla en la economía y que el Gobierno está comenzando a construir su propio relato”.

El diputado Facundo Moyano (Frente Renovador) sostuvo que el mensaje de apertura de sesiones ordinarias estuvo “totalmente disociado de la realidad” y que “no tiene nada que ver con la pérdida del poder adquisitivo que hubo en estos dos años”. Y agrego: “Que haya un 25 por ciento de inflación no es ningún logro. Me parecieron manifestaciones de deseo pero no de realidad”.

El ex presidente Duhalde dedicó palabras más conciliadoras hacia Macri, al expresar que cree en “la buena fe del Gobierno”, aunque pidió que sus promesas “se conviertan en realidad” e insistió que se necesita del “diálogo” para poder resolver los problemas.

“Siempre los discursos me parecen buenos, después hay diferencias entre lo que se dice y lo que se puede hacer. Creo en la buena fe del Gobierno, ellos están convencidos. Trataremos de ayudarlo”, destacó.

Por el FIT, Del Caño indicó que “el discurso de Macri tuvo como objetivo encubrir la realidad que están padeciendo millones de argentinos” y señaló que no hizo mención a “la pérdida del poder adquisitivo de la mayoría de los que trabajan y de los jubilados a los que les robó con la reforma previsional”.

“Lejos de ello, afirmó que los salarios le habían ganado a la inflación entre 2015 y 2017, algo totalmente falso”, enfatizó.

En representación del Movimiento Evita, Grosso también despotricó contra Macri, de quien dijo que “sigue pidiendo que los argentinos hagan un esfuercito más, que ya van a llegar las inversiones, pero estamos así hace más de dos años y mientras tanto crecen la desocupación, la pobreza, la indigencia”.

“Nos preocupa el nivel de fantasía que tiene el Presidente. Vive en una burbuja, en una Argentina offshore que nada tiene que ver con la de los millones de argentinos que sufren los despidos, la inflación, los sueldos bajos y jubilaciones de hambre, la violencia estatal, la violencia machista, el hambre”, sentenció.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
NOMBRE