Continua el corte sobre la ruta 205

0
56

Trabajadores de la empresa avícola Criave de la localidad bonaerense de Roque Pérez realizan un corte sobre la ruta 205 para protestar por la falta de pago de los salarios de abril a los 500 empleados, que atraviesa una crítica situación económica.

 

La manifestación comenzó “ayer” antes del mediodía con la quema de cubiertas y corte parciales sobre la autovía y se levantó poco después de las 17:00, en medio de un moderado operativo policial organizado por la Departamental de 25 de Mayo. Pero hoy retomaron la misma metodología de protesta pero con corte parcial de la ruta 205.

 

Los delegados anunciaron que la medida continuará hasta tanto las autoridades de la empresa les den una respuesta. No se registraron incidentes de importancia, ya que el único inconveniente se produjo con el conductor de una camioneta de la empresa a quienes los trabajadores bloquearon el acceso a la ciudad.

 

Antes de que se iniciara la protesta, el secretario Gobierno de Roque Pérez, José Luis Horna, se presentó ante la asamblea que realizaban los trabajadores para ofrecer el apoyo del municipio en representación del intendente, Juan Carlos Gasparini, quien se encuentra internado.

 

En la asamblea, los delegados gremiales explicaron que no pudieron tener contacto con los dueños de la firma, los hermanos Perea, para reclamar el pago de salarios adeudados. Ante la falta de respuesta, el gremio realizará una denuncia en el Ministerio de Trabajo para que se tomen medidas urgentes, indicó Juan Saino del sindicato de empleados de la industria avícola.

 

El gremio aconsejó a los empleados presentarse este lunes al turno de la mañana a las 4:00 y ante la llegada de camiones con pollos vivos, iniciar la faena siempre que los propietarios de la firma se hagan cargo de los sueldos.

 

Hasta ahora, los trabajadores no cobraron el sueldo de abril, pese a que concluyeron la faena de alrededor de 500 mil pollos y según el gremio la compañía no cuenta con alimento para continuar con el proceso productivo.

 

El conflicto se inició el sábado -aunque desde varios días circulaban versiones sobre las dificultades económicas de la empresa- tras la confirmación por parte del gerente de la empresa Guillermo Rivera, de que la compañía no contaba con el dinero para efectivizar los salarios.

 

Luego del anuncio, los empleados decidieron restringir el ingreso y salida de vehículos de la planta. La crítica situación afecta a 500 empleados en forma directa y otros 1.200 en forma indirecta, en una ciudad que tiene 15 mil habitantes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
NOMBRE